Las pequeñas centrales hidroeléctricas (PCH) ubicadas en los municipios de Jataí (PCH Jataí), Aparecida do Rio Doce (PCH Irara) y Aporé (PCH Retiro Velho) estaban presentando fisuras que podían imposibilitar el funcionamiento integral de las usinas.

Para resolver este problema, realizamos la aplicación de inyecciones de poliuretano flexible, que ocurren en dos etapas, primero se aplica una espuma que controla la fuga de agua y luego se inyecta un gel que promueve el sellado final de la infiltración.

La inyección de poliuretano promueve el estancamiento de infiltraciones, garantiza la integridad de la estructura y evita daños estructurales a la planta.